Loading...

Shinigami

Loading...

Shinigami (死神 しにがみ Dios de la muerte) son los dioses que invitan a los seres humanos hacia la muerte, o inducen sentimientos de querer morir en los seres humanos, tal como se aplica a los conceptos de religión japonesa, clásicos, religión popular o la cultura popular. También existen conceptos similares fuera de Japón.

Shinigami en la religión japonesa

En el budismo, existe la Mara que tiene que ver con la muerte, la Mrtyu-mara. Es una entidad espiritual que hace que los seres humanos quieran morir, y se dice que al ser poseído por él, en un choque, uno de repente quiere suicidarse, por lo que a veces se explica con un “shinigami”. Además, en el Yogacarabhumi-sastra, un escrito en Yogacara, era un demonio que decide el momento de la muerte de las personas. El Yama, el rey del inframundo, conocido también como Oni, el Cabeza de Buey y Cara de Caballo también se considera un tipo de shinigami.

Shinigami en Ningyō Jōruri

En general, la palabra “shinigami” no aparece para ser utilizado en la literatura clásica japonesa, y no hay muchos escritos sobre ellos, pero al entrar en el período Edo, la palabra “shinigami” se puede ver en las obras de Ningyo Joruri de Chikamatsu Monzaemon y literatura clásica que tenía temas sobre suicidios dobles. En Hōei 3 (1706), en una actuación de la “Shinchuu Nimai Soushi”, sobre los hombres y mujeres que fueron invitados a la muerte, estaba escrito “el camino del dios de la muerte (shinigami) conduce hacia ella”, y en Hōei 6 (1709), en “Shinchuuha ha Koori no Sakujitsu”, una mujer que estaba a punto de cometer suicidio doble con un hombre dijo, “la fugacidad de la vida atraída por un dios de la muerte (shinigami)”.

Nunca quedó claro si el hombre y la mujer llegaron a cometer suicidio doble debido a la existencia de los shinigami, o si un shinigami fue dado como un ejemplo por su situación de doble suicidio, y también hay interpretaciones que la palabra “shinigami” es un expresión de la fugacidad de la vida.

Aparte de eso, en Kyōhō 5 (1720), en una actuación de los suicidios del amor en Amijima, no fue la expresión, “uno poseído por un dios de la muerte (shinigami)”. Dado que el personaje era vendedor de papel, el personaje que se enfrentó la muerte escribió “papel” (纸, kami) como “dios” (神, kami), pero también hay interpretaciones de que el propio Chikamatsu no pensaba en la existencia de un shinigami.

Shinigami en la literatura M

En la literatura clásica del periodo Edo, shinigami que poseen a los seres humanos son mencionados. En el Ehon Hyaku Monogatari de Tenpō 12 (1841), hubo una historia titulada “Shinigami”, pero en ésta, el shinigami era el espíritu de un difunto y tenía mala intención, y actuando en forma conjunta con la intención maliciosa que ya había dentro las personas que estaban viviendo, esas personas fueron llevadas en malos caminos, lo que provocó repetidos incidentes a ocurrir en los lugares en los que hubo previamente un incidente de asesinato, por ejemplo, haciendo que el mismo suicidio en los lugares donde la gente se había colgado a sí mismos antes, y por lo tanto estos son shinigamis algo así como una posesión que hace que la gente quiera morir.

Cerca a esto, de acuerdo con el ensayo del período Bakumatsu titulado “Hanko no Uragaki,” hubo itsuki e hizo que la gente quisiera suicidarse por ahorcamiento, así como las cosas contadas a través de la religión popular como gaki-tsuki y Los siete misaki.

Shinigami en la religión popular

También se habla acerca de los Shinigami en la religión popular después de la guerra. De acuerdo con las costumbres de Miyajima, Prefectura de Kumamoto, quienes salgan y vuelvan de atender a alguien a durante la noche deben tomar el té o comer un plato de arroz antes de dormir, se cree que si se ignora esto, un shinigami te visitara. En el área de Hamamatsu, Prefectura de Shizuoka , un shinigami poseerá hombres, llevándoles a las montañas, los mares, y los ferrocarriles y a distintos lugares donde la gente ha muerto.

 

Shinigami en la cultura popular moderna

Después de la guerra, la noción occidental de un dios de la muerte entró en Japón y shinigami comenzó a ser mencionado como la existencia de una naturaleza humana, y es un tema en muchas obras de ficción. En el principio, en el período Showa, se sabe que Shinigami aparece en la obra manga GeGeGe no Kitaro por Shigeru Mizuki, y en el drama de la televisión 1979 “Nippon Meisaku Kaidan Gekijou”, el actor de kabuki Ganjiro Nakamura realizó como un Shinigami.

Valora este artículo